En Colombia, en 1981, Gabriel García Márquez publicó un libro en el que se conocía el destino del personaje principal. Crónica de una muerte anunciada, desde el título, dejaba claro algo: el individuo alrededor del cual giraba la historia no terminaba vivo. Veinticinco años después, una serie ambientada en Colombia estrena su segunda temporada anunciado la muerte de su protagonista. Narcos no tuvo ningún reparo en promocionar su retorno con algo que muchos considerarían un spoiler: “Pablo muere”.

Desde este viernes 2 de septiembre, todos los usuarios de Netflix podrán ver la segunda entrega de capítulos de este drama policial cuya primera temporada concluyó con la huida de Pablo Escobar de la cárcel que él mismo mandó a construir. Los diez episodios que quedarán disponibles narrarán los dieciocho meses en los que el capo del cartel de Medellín se mantuvo como un prófugo de la justicia. Y sí, aunque ya todos sabemos cómo acabará el entonces rey del narcotráfico, nadie ha visto, ni en lo más mínimo, reducidas sus expectativas. Porque a esta producción le sobran los motivos como para obviar la importancia del desenlace de su trama.

imagen-sin-titulo

Es más, esta no es la primera vez que la serie que parte con una, digamos, “debilidad”. Cuando se estrenó su primera temporada uno de los principales temas de interés –más allá de su historia y la aparición de figuras como Pedro Pascal (conocido por su aparición en Game of Thrones)– era el mal castellano de Wagner Moura, el brasileño encargado de darle vida al colombiano Pablo Escobar. Sin embargo, el público y la crítica pudieron olvidarse de eso mientras se dejaban capturar por una interpretación que le valió al actor nacido en Bahía una nominación de los Globos de Oro de este año en la categoría de Mejor actor dramático en serie de televisión.

Esta vez la audiencia ya conoce la calidad artística del actor principal, ya entiende la narrativa de la serie (que la diferencia de El patrón del mal) y ya sabe en qué terminará todo. Lo que queda es disfrutar, cada uno a su ritmo, de una temporada que promete más acción y escenas cada vez más espectaculares. Que comience la cuenta regresiva.

Bonus track: Spotify acaba de subir una lista con el soundtrack de la serie. Si quieres meterte musicalmente en la lucha de la DEA y el gobierno colombiano contra la mafia de Pablo Escobar, no te quedes sin escucharla.