A sus treinta y tres años, podría decirse que el futbolista portugués pasa por el mejor momento de su vida: sigue rompiendo récords en las canchas, donde ha marcado más goles que nunca en esta temporada, y además ha construido, junto a su novia, Georgina Rodríguez, una familia de catálogo.

Cristiano Ronaldo lo ha logrado casi todo en el fútbol. Es uno de los jugadores mejores pagados de la historia. Ha ganado cuatro Champions League, una Eurocopa, ha sido campeón de España y de Inglaterra. Además, tiene cinco Balones de Oro y es el goleador histórico de la Champions League con ciento cuatro tantos, con lo que promedia uno cada cincuenta y ocho minutos. Es, a estas alturas de su carrera, uno de los mejores jugadores de fútbol de todos los tiempos, uno de los deportistas más respetados, un atleta admirado por el mundo entero. Pero, a sus treinta y tres años, Cristiano Ronaldo tiene otros logros mucho más importantes y otras prioridades.

❤️

A post shared by Cristiano Ronaldo (@cristiano) on

Su vida en Madrid, donde reside en una inmensa mansión en el exclusivo distrito de Pozuelo de Alarcón, está marcada por la crianza de sus cuatro hijos: Cristiano Ronaldo Jr., de siete años; los gemelos Mateo y Eva, que aún no cumplen un año, y la pequeña Alana, nacida el pasado 12 de noviembre.

Según las numerosas biografías que se han hecho del futbolista, Cristiano es un padre dedicado, que deja el trabajo en la oficina (o en el estadio, en este caso), y que se centra en que Cristiano Jr. cumpla al pie de la letra con los horarios que le recomiendan en el colegio, con sus tareas y también con el valioso tiempo que comparten juntos. De hecho, el delantero del Real Madrid publica cada cierto tiempo en sus redes sociales videos de su hijo mayor jugando al fútbol –parece tener mucho talento, como su padre– con mucho orgullo.

Vientres de alquiler:

Ronaldo ha sido siempre muy cuidadoso con mantener su vida íntima en privado. En lo que respecta a sus relaciones amorosas, se dice que sus novias firmaban acuerdos de confidencialidad en los que se comprometían a no revelar ningún detalle sobre su vínculo con él ni mucho menos con su familia. A pesar de la poca información que revela el portugués sobre su familia, sí ha trascendido que Cristiano ha optado en dos ocasiones por la gestación subrogada para formar su familia.

Lea también:  Cristiano Ronaldo: lujos, contratos millonarios y otras excentricidades del mejor jugador del mundo

Se trata de mujeres que cobran por “alquilar” sus vientres para dar a luz y que se comprometen a no revelar su identidad al público. A través de este método nació Cristiano Jr., hace siete años. Lo que se sabe es que su madre cobró una buena cantidad de dinero y firmó un acuerdo de confidencialidad para no revelar nada más, y que Cristiano la eligió a través de un catálogo de una de las empresas top en lo que respecta a gestación subrogada. Poco menos de siete años después, el futbolista volvió a optar por este método, y el resultado fueron sus dos gemelos, Mateo y Eva. Lo curioso de esta situación es que los dos pequeños llegaron a su vida cuando su novia, la modelo española Georgina Rodríguez, ya estaba embarazada de Alana, quien nació el último noviembre.

La primera postal de la nueva familia completa, con la recién nacida, Alana, en brazos de su madre.

Con el nacimiento de los tres nuevos integrantes, la familia Ronaldo-Aveiro-Rodríguez se ha multiplicado. En la mansión de Pozuelo de Alarcón vive, aparte de Cristiano, su mujer y los niños, Dolores Aveiro, la madre del jugador. Dolores es una figura realmente importante en la vida del portugués, sobre todo desde que su padre, José Dinis Aveiro, murió en 2005 tras una larga adicción al alcohol y las drogas. “Él vio lo que la bebida y las drogas le hacen a la gente que tiene cerca. Eso explica por qué no tiene vicios. No fuma, no bebe. Su única adicción es el fútbol”, señaló su madre en una oportunidad.

Lea también:  "K.O. P.P.K.": en exclusiva, un extracto del nuevo libro de Marco Sifuentes

Hoy, Dolores es una abuela presente en la vida de sus cuatro nietos, y una suegra que apoya a Georgina en todo lo que puede. Pero esto no fue siempre así. Según reportaron algunos medios españoles hace poco menos de un año, la relación entre Georgina y Dolores no siempre fue buena. Ambas chocaban por la atención de Cristiano y, sobre todo, por la manera de criar a los pequeños. El nacimiento de los gemelos no hizo más que profundizar esta supuesta mala relación entre ambas.

Chill in my hotel with my baby❤️

A post shared by Cristiano Ronaldo (@cristiano) on

Dolores, usuaria asidua de las redes sociales, desde las cuales suele defender a su hijo de las eventuales críticas de la prensa, dejó de seguir a Georgina en Instagram, lo cual hizo sonar las alarmas de medios como Vida, de Portugal. “Desde que los gemelos nacieron se nota un alejamiento mayor. Antes estaban muy unidas pero algo cambió. Dolores es muy activa en las redes sociales, sigue hasta al novio de Katia (la hermana de Cristiano), y sorprendió mucho el hecho de que dejase de seguir a Georgina”, reportó la publicación portuguesa.

Sin embargo, todo cambió cuando la abuela notó que Rodríguez era tan cuidadosa con Cristiano Jr. y los gemelos como lo terminaría siendo con Alana. De hecho, en el Instagram de Georgina hay una buena cantidad de fotos en las que están todos los niños con ella, y se refiere a ellos como sus hijos, su propia familia.

∞ El amor se convierte en apetito de inmortalidad ∞

A post shared by Georgina Rodríguez (@georginagio) on

Hoy se les puede ver juntas en el palco VIP del Santiago Bernabéu, cuando juega el Real Madrid de Cristiano. En noviembre del año pasado, ambas acudieron a un encuentro frente al Málaga y, cuando Ronaldo anotó el gol del triunfo, Georgina le dio un manazo de alegría a su suegra. Reconciliación materializada.

Lea también:  Conoce a las 10 novias más famosas del Mundial

El último rumor de la prensa española tiene que ver con un posible matrimonio entre Cristiano y la modelo española de veintidós años. El goleador, como ha hecho toda su vida, ni ha confirmado ni ha negado dichos rumores, y señala siempre que está concentrado en su carrera y en la crianza de sus hijos. Todo parece indicar que no le va nada mal en ninguna de sus dos facetas.