Desde 1964, el Museo de Historia Natural de Londres premia al mejor fotógrafo joven de “vida salvaje”, una categoría que incluye a niños y adolescentes entre los cinco y diecisiete años. Esta ocasión, el español Carlos Pérez Naval, de tan solo nueve años, ganó el concurso. El joven fotógrafo resaltó entre cientos de participantes de todas partes del mundo.

Los papás de Carlos son viajeros constantes y han llevado a su hijo a cada excursión que han realizado al redededor del mundo. Según cuentan, el niño toma fotos de toda la naturaleza que veía desde los cuatro años, primero con una cámara compacta y ahora con una profesional. Se compra un lente más grande cada vez que emprende una nueva aventura.

Carlos recibió el premio en Londres de mano de la duquesa de Cambridge, Kate Middleton.

Estas son sus mejores fotos: