Turner ha calificado de “repugnante” el accionar de los fotógrafos que no respetaron la privacidad de la pequeña Willa y ha emitido un pedido de ayuda a todos sus seguidores.

Por Arianna Gonzáles

Sophie Turner

Sophie Turner y Joe Jonas han velado siempre por mantener su vida profesional alejada de la privada.

Cuando eres una figura pública, aclamada por multitudes, tu privacidad y la de tus seres queridos,  se convierte en uno de tus bienes más preciados.

Sophie Turner y Joe Jonas lo saben bien. La actriz de Game of Thrones y el cantante han optado por mantener su vida profesional alejada de la privada.

Aunque pudimos conocer de su compromiso y posterior matrimonio a través de tiernas fotografías en sus redes sociales, la llegada de su hija Willa, cambió todos sus estándares de privacidad.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por J O E J O N A S (@joejonas)

Desde el embarazo de Turner, la pareja decidió ser muy reservada con su nueva faceta paternal. No hubo fotos del nacimiento y, un año después, tampoco existen registros que nos permitan conocer a la pequeña Willa.

La privacidad de Willa en peligro

Sin embargo, esa realidad podría cambiar luego de que unos paparazzis habrían logrado captar en fotografías a la pequeña Jonas.

Aunque las imágenes no han sido publicadas, el solo hecho de saber que fotógrafos habrían desafiado sus límites de privacidad, molestó enormemente a la actriz.

Turner, no dudó en usar sus redes sociales para expresar su molestia ante la situación por la que atraviesa su menor hija. Una serie de stories fue suficiente para ver a una afectada Sophie.

“Creo que ayer algunos paparazzi lograron tomar una foto de mi hija y de mí y solo quiero decir que la razón por la que no estoy publicando fotos de ella y asegurándome de que podemos evitar a los fotógrafos a toda costa es porque no quiero que esas imágenes circulen por ahí”, afirmaba la actriz.

Tras comunicar su disgusto, aprovechó para invocar a sus seguidores a que, en caso las fotos llegaran a publicarse, no las compartan por respeto a su decisión de mantener a Willa en el anonimato.

Lea también:  Stephanie Cayo y Maxi Iglesias, la nueva pareja del momento

Me parece espeluznante que hombres mayores tomen fotografías de un bebé sin su permiso. Estoy muy enfadada, por eso quiero pedirles respetuosamente a todos esos paparazzi que dejen de seguirnos para sacar fotos y, especialmente, imprimirlas”, acota indignada.

Así mismo, la actriz no dudó en calificar de “repugnante” el trabajo de los paparazzis, que insisten en fotografiar a personas que anhelan tener un poco de privacidad, y ratificó que no tienen el permiso de tomar ni publicar fotos de su pequeña.

Suscríbase ahora para obtener 12 ediciones de Cosas y Casas por solo 185 soles. Además de envío a domicilio gratuito y acceso instantáneo gratuito a las ediciones digitales.