Fuera de las pantallas de Sex and the City, la amistad entre Sarah Jessica Parker y Kim Cattrall es todo menos real. Tras 13 años de rumores sobre su enemistad, las estrellas acaban de iniciar un conflicto público sobre el futuro de la serie.

En la ficción, Carrie Bradshaw y Samantha Jones eran más que mejores amigas: su amistad y complicidad las había convertido casi en hermanas. Sin embargo, en la vida real las actrices que interpretan a los entrañables personajes de Sex and the City -serie que duró seis temporadas al aire- nunca se llevaron bien fuera del set de grabación. 

Si bien los rumores de enemistad se guardaron en secreto desde que finalizó la serie -hace ya trece años-, revelaciones sobre el futuro de la tercera película de Sex and the City han hecho evidente que ambas actrices piensan totalmente distinto en relación al camino que debería tomar la saga. 

El fin de una historia

En los últimos años, Sarah Jessica Parker habló sobre la posibilidad de grabar una tercera película de la serie; sin embargo, esta semana se dio a conocer que el proyecto no llegará a concretarse por Kim Cattrall, quien decidió no participar más en Sex and the City. 

“Se acabó… no lo vamos a hacer. Estoy decepcionada, teníamos un guion precioso, divertido, desgarrador y con historia. No es solo decepcionante que no podamos contar la historia y tener la experiencia, es más decepcionante para la audiencia que tanto ha esperado otra película”, declaró Parker en una entrevista con Extra TV.

Otra de las actrices que se sumó a la tristeza de no poder llevar a cabo la tercera película fue Kristin Davis Charlotte York en la ficción-, quien compartió un mensaje en su Instagram: “Yo deseaba que hubiéramos podido hacer el final, en nuestros propios términos, para completar la historia de nuestros personajes. Es muy frustrante no poder compartir ese capítulo, escrito de manera muy hermosa por Michael Patrick King. Así que solo tenemos nuestras memorias”, comento la actriz. 

Lea también:  Sexo, ciudad y divorcio: una entrevista a Sarah Jessica Parker

La verdad detrás del telón 

Tras la noticia de que no existirá una tercera entrega de Sex and the City, el tabloide británico Daily Mail emitió una noticia que hizo enfadar a la actriz inglesa Kim Cattrall. Según el diario, la actriz le exigió a Warner Bros producir otras películas realizadas por ella para así aceptar el proyecto. Sin embargo, la actriz desmintió todos esos rumores.

“La única demanda que hice fue que no quería hacer una tercera película… y eso fue en el 2016”, publicó la actriz en su cuenta de Twitter. Más adelante, decidió emitir su versión de lo ocurrido en una entrevista con Piers Morgan. “Y ahora en este mismo momento es increíble cómo tienes una mala prensa sobre algo a lo que me he negado a hacer durante casi un año. Aquí es cuando debo responsabilizar a gente de Sexo en Nueva York, especialmente a Sarah Jessica Parker, creo que ella ha podido ser más gentil”, expresó la actriz. “No sé cuál es su problema, nunca lo he sabido”.

Cabe mencionar que esta no es la primera vez que Kim Cattrall se despide de la serie. El año pasado, ella reveló que trabajar para Sex and the City fue la principal causa de su divorcio. “Nunca estaba ahí y mi esposo estaba solo y muy molesto, fue realmente duro”, confesó a news.com.au. Por ello, esta vez, Cattrall prefiere enfocarse en una nueva etapa de su vida: “Este es un capítulo que quiero terminar. Comenzaré uno nuevo y me siento muy segura de que mi futuro depende de esta decisión. Es mi derecho. De eso, irónicamente, fue de lo que siempre se trató Sexo en Nueva York“, explico durante la entrevista con Piers Morgan.