El sol brilla en Madrid y todo apunta a que Sassa de Osma y Christian de Hannover desean renovarse. Luego de pasar los primeros meses de embarazo en estricto aislamiento, el retorno a la “nueva normalidad” de la pareja coincide con su mudanza a una de las zonas más exclusivas de la capital española y la pronta llegada de sus mellizos. Los futuros papás ya están en cuenta regresiva.

Por Redacción COSAS

No cabe duda que Sassa de Osma y el príncipe Christian de Hannover están en uno de los mejores momentos de sus vidas. Dos años después de su fastuosa boda celebrada en Lima y con el nacimiento de sus mellizos a la vuelta de la esquina, la pareja ha decidido abandonar su departamento en el privilegiado barrio de Salamanca para mudarse a un chalet con una ubicación no menos excepcional pero sí un poco más alejada del centro: Puerta de Hierro.

Sassa de Osma Mellizos

Su nuevo hogar, situado en un distrito mucho más tranquilo, es una casa de dos pisos y más de 600 metros cuadrados, construida en 1964 y rodeada de un frondoso jardín. Otro detalle igual de importante es que, a partir de ahora, el feliz matrimonio compartirá vecindario con Isabel Preysler y Mario Vargas Llosa.

Si bien han decidido alejarse ligeramente del bullicio urbano, la pareja se muestra fiel a la capital española, donde residen desde hace siete años y donde han hallado el estilo de vida que tanto anhelaban. “¡De Madrid me enamoró todo! El clima, la gente, lo que te ofrece culturalmente. Tiene los beneficios de una gran ciudad cosmopolita y la calidez de una pequeña”, confesó a la revista “¡HOLA!” Sassa, quien a la fecha, además, disfruta de un gran éxito profesional gracias a la firma de bolsos MOI & SASS que lanzó junto a su amiga Moira Laporta en 2018.

Lea también:  Prince Andrew: Ritmo de la noche

Reaparición esperada

A fines de mayo y tras la flexibilización de las medidas de confinamiento frente al COVID-19, la revista “¡HOLA!” publicó las primeras imágenes de la joven diseñadora luciendo su avanzado estado de gestación en sus habituales paseos por la ciudad. Con mascarilla y cumpliendo un estricto protocolo de seguridad, Sassa presumía su estilo premamá con vestidos sueltos y veraniegos. Poco antes, la también abogada se dejó ver con un look casual y tomando el aire en su balcón. Dicho espacio se convirtió en su principal refugio durante los primeros meses de su embarazo, que coincidieron con la cuarentena decretada en España.

Sassa de Osma Mellizos

Aunque la más asediada por los medios suele ser ella, a inicios de junio Christian de Hannover cobró mayor notoriedad tras ser captado junto a la mamá de Sassa, Elizabeth Foy Vásquez, en una de las terrazas abiertas de Madrid. Tal parece que la relación con la esposa de Felipe de Osma es muy cercana, dado que el mes pasado madre e hija fueron vistas en busca de una nueva residencia en la zona de Chamartín, justo antes de que empezara a regir las medidas de confinamiento. Entonces acababa de conocerse la noticia de que la pareja esperaba mellizos, y la prensa seguía todos sus pasos.

Sassa de Osma Mellizos

Papá orgulloso

Más tarde, la prensa fotografió al hijo de Ernest de Hannover por las calles de Madrid con uno de los primeros regalos que han recibido sus retoños. El futuro papá portaba un paquete gris con un lazo azul marino y una nota en la que se podía leer “Sassita bebé”.  En efecto, el regalo procedería de un familiar, ya que iba dirigido a sus “sobrinos/as”. Por lo pronto se desconocen otros detalles del embarazo de Sassa de Osma. Algo que no es de extrañar porque el matrimonio siempre ha sido muy discreto en lo que respecta a su vida privada. Eso sí, se espera que los bebés lleguen al mundo en las próximas semanas. ¡Estaremos atentos!

Lea también:  ¿Bodas en suspenso? Así es como el coronavirus arruina los planes de los famosos