Elizabeth Hurley ha sido famosa por su belleza y su sex appeal durante más de tres décadas. Su fama llegó de la mano de su exnovio, Hugh Grant, y gracias al vestido negro de Versace apenas sujeto por estratégicos alfileres que usó en la premier de “Four Weddings and a Funeral” en 1994, un look que la convirtió de inmediato en una de las it girls más ubicuas de la época. Después de hacerse conocida en comedias como “Austin Powers” o “Bedazzled”, Liz –como la llama la gran mayoría– desapareció del ojo público y no regresó sino hasta 2015, como la estrella de la serie “The Royals” de la cadena E! Allí interpreta a una reina de Inglaterra sensual e intrigante que, como ella misma se apura en explicar, no tiene nada que ver con la reina real o la monarquía británica. “Es un drama inspirado más bien en ‘Hamlet’ de Shakespeare, ambientado en la actualidad y que describe a una familia de cuento de hadas en un mundo donde impera la corrupción, las drogas, el sexo y el dinero”, señala.

¿Qué sientes al interpretar a la reina de Inglaterra?

Cuando mi agente me llamó y me contó que se trataba de una serie sobre la familia real y que yo sería la reina, me pareció fabuloso.

¿Te costó meterte en el papel?

En absoluto. Me recordó mi niñez, cuando jugaba a las princesas y mi hermanito era siempre el paje que me seguía con un cojín de terciopelo en las manos. Ahora todos los días me traen una caja con joyas de donde elijo lo que usaré en cada episodio. Me encanta usar diamantes a diario. ¡Mientras más grandes, mejor! Cuando regreso a mi casa, me siento desnuda sin ellos.

¿Te gustaría pertenecer a la realeza?

Creo que me sentiría muy incómoda. Cuando acepté este rol, me aseguré de que se tratara de una historia ficticia. No me interesaba hacer algo que pareciera una burla a la familia real.

“Me siento muy afortunada de estar en ‘The Royals’, porque, después de tener a mi hijo Damian, quien acaba de cumplir 14 años, abandoné el show business durante largo tiempo para dedicarme a él”, afirma la actriz, quien en esta imagen promocional aparece con el resto del reparto de la serie de la cadena E!.

“Me siento muy afortunada de estar en ‘The Royals’, porque, después de tener a mi hijo Damian, quien acaba de cumplir 14 años, abandoné el show business durante largo tiempo para dedicarme a él”, afirma la actriz, quien en esta imagen promocional aparece con el resto del reparto de la serie de la cadena E!.

¿Qué opinas de la reina Elizabeth II?

Me parece fabulosa. Soy muy fanática de ella. También me gusta el príncipe Charles, con el que he estado varias veces porque, al igual que yo, es dueño de un campo orgánico y, además, participo en una de sus fundaciones.

Y en tu propia vida, ¿qué te hace sentir como una reina?

Cuando me siento más cómoda es en mi casa de campo. Es un lugar pequeño y privado. Mi hermana y mi mamá viven muy cerca, y mi hermano viene a visitarme a menudo. También recibo amigos los fines de semana. Allí soy yo misma: cola de caballo, buzo, preparando mermeladas y sacando frutos de los árboles.

Una imagen muy distinta de la que tiene el público de ti…

Es que llevo una vida totalmente esquizofrénica. Por un lado, está esta existencia doméstica que es muy importante para mí, y, por otro, mi vida de actriz y modelo en Londres. Me gusta equilibrar la vida glamorosa con una muy relajada en Herefordshire.

Como un ícono de la belleza, ¿cómo sientes el paso de los años?

Este año tuve un cumpleaños espantoso: no es secreto que cumplí 50. Pero he tenido la suerte de trabajar en cine y televisión y ser parte de la industria de la belleza como rostro de Estée Lauder, así que he estado constantemente rodeada de los mejores especialistas y productos.

¿Tienes una rutina para mantenerte bien?

Después de estar en el ojo público durante más de treinta años, verse bien se transforma en una segunda piel. Algunos de mis trabajos dependen de que me vea de cierta manera, así que debo preocuparme más al respecto que una persona promedio. Desde que nació mi hijo, me he preocupado de comer de la forma más sana posible; por eso convertí mi campo en orgánico. No hago ejercicio, pero sí tomo largas caminatas con mis perros. Casi no me siento durante el día; no veo televisión. Tengo mucha energía.

“No siempre me veo impecable, y tiendo a subir y bajar de peso, por lo que debo ser muy disciplinada”, asegura la actriz, quien en junio de este año cumplirá 51 años.

“No siempre me veo impecable, y tiendo a subir y bajar de peso, por lo que debo ser muy disciplinada”, asegura la actriz, quien en junio de este año cumplirá 51 años.

HUGH Y LOS OTROS

Como madre soltera, ¿buscarías pareja online?

Definitivamente no. Estoy tratando de poner un cierre en mi boca y no hablar demasiado de mi vida romántica, pero puedo decir que estoy muy feliz.

Desde fuera, tu vida parece un cuento de hadas, siempre con hombres muy ricos o famosos.

Lo que sube siempre tiene que bajar. Pero creo que, al final de cuentas, he sido muy bendecida y he tenido mucha suerte hasta hoy. La mayor de las suertes, en todo caso, fue haber tenido a mi hijo Damian. Mis hermanos son mis rocas, y me siento muy feliz también de mantener una amistad de veintiocho años con Hugh Grant.

Como la serie “The Royals”, la vida de Liz Hurley no ha estado exenta de drama y escándalos. Tras su mediática ruptura con Hugh Grant, la actriz interpuso una demanda de paternidad al multimillonario Steve Bing que, después de una prueba de ADN, resultó ser el padre de su hijo Damian. Y, finalmente, está su publicitado matrimonio y posterior divorcio de Arun Nayar, un acaudalado empresario indio.

Como la serie “The Royals”, la vida de Liz Hurley no ha estado exenta de drama y escándalos. Tras su mediática ruptura con Hugh Grant, la actriz interpuso una demanda de paternidad al multimillonario Steve Bing que, después de una prueba de ADN, resultó ser el padre de su hijo Damian. Y, finalmente, está su publicitado matrimonio y posterior divorcio de Arun Nayar, un acaudalado empresario indio.

¿Cómo es tu relación actual con él?

Todavía es mi mejor amigo, y es mi vecino en Londres. Los dos estábamos en la ciudad filmando el verano pasado –yo “The Royals” y él una película con Meryl Streep–, y comimos juntos al menos tres veces por semana. Hugh tiene tres hijos, y yo soy la madrina de uno, y él es el padrino de Damian.

¿Cuál es el secreto de esa amistad?

Yo tenía 21 años cuando comencé a salir con él, por lo que vivimos muchas cosas juntos. Creo que esos primeros años nadie te los puede quitar. Puedes tener relaciones con otras personas, pero nada puede reemplazar a la primera. Tenemos un lazo muy profundo, nos entendemos muy bien, y podemos intercambiar miradas desde lejos en una habitación y adivinar rápidamente lo que el otro está pensando. Somos como una familia, y uno no se desprende de la familia. Somos como hermanos.

¿Qué buscas hoy en un hombre?

Lo mismo de siempre. Me encantan las personas que me hacen reír, que me sorprenden y que se entregan. Me gustan los hombres con mucha energía, y me atrae la bondad y la inteligencia. También me gustan los hombres que hacen algo distinto de lo que hago yo. Mi exesposo estudió Física en Oxford, y eso me pareció muy atractivo.

Por Yenny Nun
Fotos de Getty Images