Después de un año de polémica caracterizado por denuncias transfóbicas, pérdidas económicas, acusaciones de decenas de mujeres célebres de agresiones sexuales,entre otras, es oficial: el tradicional show de Victoria’s Secret no se celebrará este año.

De acuerdo con los representantes de Victoria’s Secret, tomaron estas medidas para replantear su estrategia de mercado.

Cambios en Victoria’s Secret 

Por primera vez desde 1995, el gigante estadounidense de lencería está prescindiendo de su evento insignia, el cual fue transmitido en televisión desde 2001. “Creemos que es importante cambiar el mensaje de Victoria’s Secret”, anunció Stuart B. Burgdoerfer director financiero y vicepresidente ejecutivo de L Brands (la empresa matriz de VS), el jueves 21 de noviembre.

Los ángeles de Victoria’s Secret durante la última pasarela en 2018, celebrada en Nueva York.

Reuniendo a las modelos super-tops del momento, el desfile de moda de Victoria’s Secret representó una ganancia financiera significativa para la compañía, cuya facturación está en caída libre. Para compensar esta pérdida, Burgdoerfer explicó que la marca de lencería ahora se centraría en comunicarse con sus clientes, incluso si no tendrá el mismo impacto que el desfile.  

El desfile anual de moda con los “ángeles”, vistiendo lencería ha visto una fuerte disminución en la audiencia en los últimos años. El año pasado, 3,3 millones de personas sintonizaron para ver el programa, en comparación con los 9,7 millones de espectadores en 2013.

Motivos y explicaciones

Tras el anuncio de esta noticia, diversos portales web señalaron que los diversos motivos por los cuales Victoria’s Secret se encuentra en una mala situación económica y de posicionamiento. Estos -apuntan los medios- se deben a los cambios de los nuevos tiempos como el fenómeno mundial Me Too, la aceptación de los cuerpos femeninos, la inclusión de diversidad sexual, entre otros.

Lea también:  Anna Wintour, la emperatriz de la moda, enseña cómo reciclar un look sin perder el glamour

Por ello, Burgdoerfer al ser consultado por la cancelación del desfile, dijo:  “¿Vimos un impacto material específico en la respuesta de ventas a corto plazo siguiendo la transmisión del desfile de moda? En general, la respuesta a esa pregunta es no”.

Y agregó: “Entonces, si piensan: ‘Oh, Dios mío, Stuart, ¿estás asustado por el resultado del día después del desfile de modas y qué va a pasar?‘, respondería que se emitió en diferentes momentos a lo largo de los años, y no vimos un impacto material en los resultados de los próximos días”. ¿Volverán los ángeles en 2020?