Un árbol. Una mesa. Una terraza techada. Tres ambientes con protagonistas distintos, intervenidos por interioristas diferentes. Ro de Rivero, Karina Barhumi y Carla Cánepa nos entregan su interpretación más personal de la Navidad. Las fiestas están a la vuelta de la esquina y las celebramos como mejor sabemos: con pura decoración.

Por Laura Alzubide / Fotos de Álex Bryce

Winter wonderland

El interiorista Ro de Rivero propone un árbol nevado intervenido con algunas piezas de la casa: guirnaldas de bellota, luces, chalinas de colores, tazas diversas, flechas de madera pintadas a mano procedentes de la India… A sus pies, una serie de cerámicas repite la tonalidad blanca, mientras la urna metálica y una piedra mineral aportan otras texturas. El espacio se completa con una mesa de comedor redonda sobre la que De Rivero ha dispuesto flores y objetos decorativos. En el muro, el espejo está flanqueado por grabados realizados con una antigua técnica japonesa. Unifican el ambiente la alfombra y un chandelier blanco de cuernos de alce. Todos ellos objetos únicos para un espacio que también lo es.

Navidad

Navidad

* * *

Cena con música

El Grinch es el personaje favorito de Karina Barhumi. Por eso, acompañando la tónica habitual de acentos dorados, el verde destaca en las copas de cristal talladas a mano, compradas en España. Para la interiorista, el secreto es personalizar la mesa, y ha dispuesto una vela por invitado y una tarjeta sobre las servilletas caladas de hilo. “Los adornos muy formales no van con una cena navideña, que es una cena familiar”, afirma. Así, en el centro, ha engalanado la mesa con un adorno compuesto por tres arbolitos de paja y unos violines que rinden homenaje a la amistad. Y, para el final, ha reservado lo mejor: una garrafa con baño de oro y copitas a juego para disfrutar, como se debe, del postre.

Navidad

Navidad

* * *

Navidad tropical

Una terraza techada tiene sus propias exigencias. Es un poco tropical, y por ello la interiorista Carla Cánepa utiliza unos arreglos menos tradicionales. Ha apostado por la vegetación para prescindir, prácticamente, de las flores. Al fondo, un arreglo transparente combina hojas secas y acentos dorados y plateados. Dos pufs de cerámica china y figuritas de leones aportan el toque oriental, con el mobiliario moderno, y se mezclan con la decoración tropical. Los materiales también juegan entre sí: una mesa de centro de fibra sintética junto a dos mesas a diferentes alturas de mármol y metal, las tres de Sierra Muebles. En un bodegón, casi aparte, hay una chaise longue antigua con mesas laterales, también de Sierra Muebles, y un adorno piramidal que protege unas velas. Como excepción, un bouquet rojo aporta el color clásico navideño.

Navidad

Navidad

Artículo publicado en la revista CASAS #264