Alexandra lleva el arte en los genes. No solo a través de su madre –Rochi del Castillo–, quien dirige la feria ArtLima desde el principio –hace seis ediciones–, sino también por el lado paterno: su bisabuela pintaba acuarelas. Acaba de retomar sus estudios en Corriente Alterna, luego de graduarse como fotógrafa.

Fotos de Gonzalo Miñano

En un principio, pensó seguir el rastro de su abuelo y estudiar Arquitectura. “Fue al salir del colegio que exploté todo mi lado artístico”, cuenta Alexandra. Se matriculó en Corriente Alterna, donde estuvo dos años, y luego puso en pausa la carrera por un año para estudiar Fotografía en el Centro de la Imagen. “Quería un cambio de aire. Desde que salí del colegio también tenía el bichito de estudiar Fotografía”, comenta. “La mamá de mi papá era una doctora que viajó de Alemania a Venezuela. Se fue a la selva para ayudar a los yanomami a que aprendieran sobre medicina. Allá, se enamoró de la medicina no tradicional y empezó a ejercerla. Tiene un registro fotográfico muy grande sobre esta cultura”, agrega.

Alexandra tiene veintiún años. Su vena artística se manifestó al acabar el colegio.

Alexandra tiene veintiún años. Su vena artística se manifestó al acabar el colegio.

En el Centro de la Imagen optó por la carrera corta. Este año se graduó, así que ahora, con el mismo ímpetu, ha regresado a Corriente Alterna para terminar sus estudios de Arte. “Pienso que el arte nunca se termina de estudiar”, opina. “Cuando termine en Corriente, quiero irme afuera, a estudiar Historia del Arte y llevar un curso de Administración. Creo que es muy importante poder administrar tus propias cosas siendo artista”.

Lea también:  María Landó: la voz más fuerte es feminista

Su trabajo tiene una gran influencia de las culturas precolombinas. “Tengo una casa en Trujillo a la que voy desde chiquita. Queda, literalmente, al costado de Chan Chan. Allí paso, más o menos, un mes al año, y veo estas huacas como algo de mi realidad cotidiana. Me encanta investigar sobre las leyendas y tradiciones de las culturas precolombinas”. Por eso, en sus próximas vacaciones, Ale visitará las pirámides de Túcume, en Lambayeque, con miras a desarrollar un proyecto fotográfico sobre esa zona.

"Me encanta investigar sobre las leyendas y tradiciones de las culturales precolombinas", dice Alexandra.

“Me encanta investigar sobre las leyendas y tradiciones de las culturales precolombinas”, dice Alexandra.

“Me pasa mucho que me dicen: ‘Oye, tú estudias Arte por tu mamá’”, confiesa. “La verdad es que ella dirige la feria –Art Lima–, pero nunca me obligó a estudiar Arte. Más bien, me abrió las puertas a ese mundo y yo sola me fui enamorando de él”. Junto a Rochi, ha tenido ocasión de visitar ferias internacionales como Art Basel Miami, ARTBO y Zonamaco. “Pienso que las ferias han ayudado a que el Perú exista en el mercado del arte. De niña no veía que hubiera muchas inauguraciones de galerías, ni que los artistas fueran tan importantes. Ahora forman parte de nuestra cultura”.

Dirección de arte: Alexandra Carcausto
Estilismo: Sara Vílchez
Maquillaje y peinado: Olga Soncco
Agradecimientos: Adolfo Domínguez, H&M, Forever 21