El debate sobre los proyectos de infraestructura vial que promueve el alcalde de Lima, Luis Castañeda, continúa. Ahora, el ex director del PLAM 2035, José García Calderón, enumera los diez lugares con las fracturas urbanísticas más considerables de la ciudad.No diría que son heridas de muerte, porque como arquitecto y urbanista creo que los lugares deteriorados siempre pueden recuperarse”, explica, aunque reconoce su estado de gravedad. 

Por José García Calderón

1. Vía de Evitamiento en el Centro de Lima

Ante la necesidad de vincular la Panamericana Norte, la Panamericana Sur y la Carretera Central, en los años sesenta se trazó la vía de Evitamiento. Debido a la geografía de Lima, rodeada por cerros, en el centro se hizo la vía pegada al río, o sea, a cien metros de la plaza Mayor. Esta rompía completamente la relación entre el damero de Pizarro y el barrio del Rímac, arrasando con el malecón del río y metiendo un flujo endemoniado en el mismo corazón de la ciudad.

2. Vía Costanera del Callao

Están terminando la obra. Ha sido concebida únicamente como una obra vial, una vía rápida para llegar de un punto a otro en vehículo en el menor tiempo posible, a pesar de que recorre un frente costero. La vía se interpone entre la playa y las viviendas. ¿Y el espacio público? ¿Y el acceso peatonal a la playa?

3. Sitio arqueológico de Huacoy

Un caso emblemático del problema que enfrentan varios de los sitios arqueológicos en Lima. Es un templo en forma de u en Carabayllo y, debido a la presión de las urbanizaciones informales, se ha terminado creando una nueva habilitación en su interior.

Lea también:  Cristina Gallo: una casa de playa a flor de piel

4. Club Waikiki y Terrazas

En la misma desembocadura de la Bajada Balta hacia el mar, hay dos clubes privados que taponan lo que debería ser un acceso libre peatonal a la playa. Por ahora, solo se puede acceder a través de un minúsculo puente de metro y medio de ancho. Esta debería ser una zona completamente abierta para bajar caminando desde el parque Kennedy a la playa. Solo había cuatro bajadas naturales hacia el mar en toda la Costa Verde, desde Chorrillos a San Miguel: Balta, Armendáriz, Barranco y Agua Dulce. Excepto Barranco, en todas se priorizó únicamente el acceso vehicular.

5. Edificios en el cruce Holguín con el Derby

Más que un caso puntual, es un ejemplo representativo de casi todos los nuevos edificios altos en Lima. En ninguna ciudad moderna se hacen edificios tan altos con muros medianeros (muros ciegos a los costados). Esto pasa solo en Lima, porque las normas de parámetros urbanos están completamente desfasadas. En Santiago de Chile, Sao Paulo o Buenos Aires, los edificios altos son bloques separados, pues tienen retiros laterales de manera que las torres tienen fachadas en todos sus frentes. En Lima seguimos usando parámetros de ciudad premoderna al generar muros ciegos de veinte pisos en los laterales (que todos vemos) y pozos de luz malsanos al interior de los bloques.

6. Calle Las Torres en San Juan de Miraflores

Es una línea de alta tensión que atraviesa un gran sector residencial de San Juan de Miraflores, que lleva la energía a la central de REP en la Panamericana Sur. Cuando se hizo, seguramente no había zonas residenciales, pero ahora la coexistencia es brutal.

Lea también:  Cafés de la "tercera ola" para los bebedores más sibaritas

7. Riberas del río Rimac a la altura del puente del Ejército

En el antiguo relleno sanitario de la primera mitad del siglo XX, hay un barrio informal completo donde las casas se hunden por la mala calidad del suelo o se caen al acantilado por la erosión del río.

8. Gamarra

Es una bomba de tiempo. La normativa urbanística permite construir edificios de hasta doce pisos sin área libre. Si las treinta hectáreas del primer damero se construyeran en su totalidad, la concentración de personas sería inmanejable. En el caso de un desastre en horas de mayor afluencia, sería una trampa mortal.

9. La avenida Javier Prado en el tramo de Córpac

Este gran eje metropolitano, donde pasan más de diez mil vehículos por hora, tiene una vereda de metro y medio de ancho. Nunca va a ser una gran avenida urbana, sino solamente una vía rápida con poca circulación de peatones. Basta ver la avenida paulista en Sao Paulo o el Eje Providencia en Santiago de Chile para tener claro lo que debería haberse hecho.

10. El litoral costero en el norte del Callao

Toda la franja costera al norte de La Punta esta bloqueada por una gran zona industrial que lo contamina completamente. ¿A quién se le ocurrió poner toda una zona industrial en la misma playa? Lima podría haber duplicado su superficie de playas de acceso público.

urbanismo heridas Lima