Rodarte es una de mis marcas favoritas, y esta temporada está alucinante. Es una interpretación de las abejas, sus jardines y colmenas,  que se traducen en capas, tules y vestidos que parecen flores.”