De nuevo, la narrativa ha prevalecido sobre las piezas. Las presentaciones del Salón Internacional del Mueble han pasado a un segundo plano para ceder el protagonismo a las exhibiciones del Fuorisalone. A continuación, mostramos las imágenes más impactantes de la Semana del Diseño de Milán, que se celebró entre el 9 y el 15 de abril.

Por Laura Alzubide

A estas alturas, la Semana del Diseño de Milán tiene sus protagonistas. Más allá de las grandes firmas, y la miríada de novedades que presentan en el Salón Internacional del Mueble, hay un puñado de creadores que nunca defrauda.

“The Cassina Perspective”, la instalación de Patricia Urquiola para el showroom de la firma italiana, de la cual es directora de arte. Foto de Stefano De Monte.

Si en 2016 Studiopepe llamó la atención con “Out of  the Blue”, una modesta exhibición en una mansión milanesa, ahora con “Les Arcanistes” se ha llevado aplausos encendidos. Su exploración de las relaciones entre la materia y el lenguaje de los símbolos en una antigua fábrica de oro ha sido una de las instalaciones más celebradas del Fuorisalone. Con ella, la agencia fundada por Arianna Lelli Mami y Chiara Di Pinto se ha consolidado en la semana milanesa.

En “Les Arcanistes”, Studiopepe recorre la historia del diseño con reediciones de piezas históricas, obras de arte y salas que profundizan en la conexión entre la materia, los arquetipos y el poder de los símbolos a lo largo de los siglos. Fotos de Andrea Ferrari y Giuseppe Dinnella.

Britt Moran y Emiliano Salci, de Dimore Studio, llevan tres temporadas consecutivas creando las atmósferas más estimulantes. En esta edición se han encargado de cuatro presentaciones: “Interstellar”, “Au Départ”, “Dior Maison” y “Visioni”, esta última para rendir homenaje a la diseñadora y artista Gabriella Crespi, fallecida hace dos años. Hoy por hoy, su casa en Brera, donde también se encuentra su galería, es una de las visitas indispensables en Milán en cualquier época del año.

El debut de Dimore Studio fuera de su habitual locación en Brera, en el antiguo local del Cinema Arti, fue “Interstellar”. Allí presentaron su nueva colección, en el marco de un escenario dramático y decadente, iluminado con focos de neón. Foto de Andrea Ferrari.

Nina Yashar, la propietaria de Nilufar Gallery, ha sido otra de las protagonistas. Bajo su techo se alojaron varias muestras interesantes, como “Piano nobile”,  “Bethan Laura Wood: details” y “Chez Nina – Episode II”.  A ellas se sumó la habitual exhibición en Nilufar Depot, donde se presentó una de las mejores propuestas: la intervención, en la Caveau, de Markus Schinwald con las piezas de mobiliario de Gabriella Crespi, Locatelli Partners y Osanna Visconti di Modrone.

La instalación en la Caveau de Nilufar Depot, que fue intervenida por Markus Schinwald con las piezas de mobiliario de Gabriella Crespi, Locatelli Partners y Osanna Visconti di Modrone. Foto de Pim Top.

Por último, Cristina Celestino está consolidándose como la nueva estrella del mundo del diseño. Su colaboración con Casa Fendi y su intervención de la Pasticceria Cucchi son algunas de las cumbres de la Semana de Diseño de Milán. Habrá que seguir su trabajo.

Cristina Celestino transformó el local de la icónica Pasticceria Cucchi en el Caffè Concerto Cucchi. Foto de Mattia Balsamini.

* * *

Las instalaciones que nos conquistaron:

Fotos: cortesía de las firmas mencionadas
Artículo publicado en la revista CASAS #270