Todos, absolutamente todos, conocen al menos una canción de las películas de Disney. Y es que los clásicos son como el vino, con el tiempo se tornan mejor. Aquí te presentamos cinco temas de la factoría del ratón que pueden bien aplicarse a la vida diaria.

Algunos dirán que es nostalgia, pero no. Existe algo más que el componente emocional que hace tan especiales a esas melodías. Cuando éramos pequeños reíamos a morir con frases como “¿No le gustan mis sandalias? Son aerodinámicas” (“Hércules”). Pero ahora, si prestas atención a las letras, comprenderás que no han quedado relegadas en el tiempo. Marcaron nuestra infancia pero también comprenden nuestra adultez.

A continuación, te mostramos cinco canciones que con el paso de los años han cobrado sentido y describen perfectamente situaciones del día a día.

1. Todos son iguales

¿A quién no le han roto el corazón y ha terminado, involuntariamente, creyendo que el amor no existe y soltando un “todos son iguales”? Bueno, antes que nosotros, Megara de “Hércules” ya decía el equivalente millennial al  “amiga, data cuenta” cuando cantaba “Si a los engaños dieran premios, hubiera varios ya ganado”.

“Creía ya haber aprendido, siempre el inicio es hermoso”, decía… Sin duda, ella nos representa. Es una experta en estos menesteres pero bueno, ya sabemos cómo termina esta historia. 

Lo mismo ocurre en la vida real. Muchas veces, sin importar cuántas barreras pongas, terminas por volver a creer en el amor. 

2. Crisis existencial

 “¿Quién es quien veo ahí?”. ¿Cuántas veces nos hemos hecho la misma pregunta? Cuestionarnos quién somos o deberíamos ser un domingo después de bajón es tan clásico como “Mulán”. Así que no preocupes si el fin de semana te invade la ansiedad o hasta el miedo de seguir sumando años. Ella también se sentía así y debía ir a la guerra.

Lea también:  Bota por mí: la verdadera campaña electoral

3. Contra el desgate profesional

Odiamos los lunes. Es el momento de afrontar la realidad y regresar a la rutina laboral. Pero recuerda las enseñanzas de Baloo: “Nunca del trabajo hay que abusar”. Cualquier día que sientas que no puedes más con el estrés y debas responder miles de correros electrónicos, dale play a “Busca lo más vital”, de “El libro de la selva”

Esta canción es una invitación a no tomarse las cosas tan en serio y disfrutar más de las cosas lindas de la vida.

4. Confía en ti

Paciencia, lo lograrás. El destino, tus esfuerzos y tu crecimiento personal te llevarán donde tienes que estar. Presta atención a lo dice “Hijo de hombre”, de “Tarzán” y de tu progreso “orgulloso un día estarás”.

5. Respeto a la diversidad

El reclamo de respeto y tolerancia que caracteriza a las nuevas generaciones se refleja perfectamente en “Colores en el viento” de “Pocahontas”. La última década ha estado llena de triunfos en lo que respecta al reconocimiento a la diversidad y la búsqueda de derechos para las minorías. Este himno a la empatía, 24 años después está más vigente que nunca.

Bonus track: Sé tú mismo

Aunque muchos señalan que “Libre soy” de “Frozen” es una canción para salir del clóset, lo cierto es que el tema habla del autodescubrimiento. Se trata de derribar las barreras que no te permiten ser completamente tú y de convertirte en tu mejor versión, esa que siempre has soñado ser.