El Perú es una tierra fructífera de poetas y poetisas. Haciendo hincapié en las mujeres, a lo largo de nuestra historia, muchas de ellas han sabido ganarse, a pulso, la admiración de todos los lectores con su creatividad, intensidad y profundidad. A continuación, difundimos la obra de cinco de ellas que no se deben dejar de leer. 

Por Salvador Sampén 

Blanca Varela 

Blanca Varela. Foto: El Comercio.

Hija de la escritora costumbrista Esmeralda Gonzáles (seudónimo: Serafina Quinteras) y de Alberto Varela, Blanca, qué duda cabe, es una de las mayores exponentes de la poesía latinoamericana.

A los dieciséis años ingresó a la Universidad Nacional Mayor de San Marcos para seguir estudios en Letras. Durante su estancia en la decana de América entró en contacto con escritores de la generación del 50, como por ejemplo: Sebastián Salazar Bondy, Jorge Eduardo Eielson y Javier Sologuren. 

Su temperamento poético es un equilibrio entre el sonido y la furia. Además, integra una profunda reflexión humana. Durante su trayectoria realizó quince publicaciones, entre las que destaca Canto Villano – cuyo prólogo lo escribieron Octavio Paz, Roberto Paoli y Adolfo Castañón – y Ese puerto existe. 

Magda Portal 

Magda Portal. Foto: El Comercio.

No solo se desenvolvió en el ámbito literario, también fue una espectacular periodista y política. La trascendencia de su producción la convirtió en una de las pensadoras y poetas más importantes del siglo XX en el Perú. 

Con apenas 20 años, acudía a las fábricas para conversar con los obreros y concientizarlos sobre sus derechos laborales. También recorrió diversas provincias del Perú para capacitar a los campesinos y convencer a las campesinas respecto a la importancia de que exijan su voto. 

Debido a su labor política, fue exiliada a México donde terminó fundando una organización indoamericana que con el tiempo se convertiría en la Alianza Popular Revolucionaria Americana. Fruto de esta experiencia, nutrió su obra con elementos como la soledad, el dolor, la cárcel y la justicia. Estas referencias son símbolos que llenaron se sensibilidad su poesía y le han permitido trascender en el tiempo. 

Giovanna Pollarolo

Giovanna Pollarolo. Foto: El Comercio.

De origen tacneño, Giovanna Pollarolo es una poeta, ensayista, narradora y guionista peruana. Sus estudios de pregrado los realizó en la Pontificia Universidad Católica del Perú (PUCP), mientras que el doctorado en Literatura Hispanoamericana lo obtuvo en la universidad de Otawa en Canadá. 

Su obra ha significado un giro en la forma de hacer poesía en el Perú. En 1991 publicó su segundo libro Entre mujeres solas que significó una nueva forma de construir un discurso complejo desde la estructura. En 1997, publicó La ceremonia de adiós que significó su consolidación en un lugar importante de la difusión de las letras peruanas. 

Carmen Ollé

Carmen Ollé. Foto: El Comercio.

Nacida en Lima el 29 de julio de 1947, Carmen Ollé es una poeta, narradora y ensayista peruana con un sentido crítico asombroso. En la academia se ha desarrollado como profesora de Literatura y siempre ha permanecido vinculada a la defensa de los derechos de la mujer.

Lea también:  Desde los Bezos hasta los Disney: Los divorcios más caros de la historia

Como parte de su trayectoria, ha vivido y trabajado en Estados Unidos y Europa. Su estilo es vanguardista. A través de sus versos y prosa ha construido muchos de los cimientos de la liberación femenina en el Perú. Por ejemplo, su recordado libro Noches de adrenalina, publicado en 1981, la convirtió en una referencia del rubro.

María Emilia Cornejo 

María Emilia Cornejo. Foto: Círculo de Poesía.

Finalizamos la lista con un emblema de la poesía nacional. María Emilia Cornejo ha logrado permanecer en la historia de las letras peruanas gracias a su energía y desparpajo. La mayoría de sus escritos fueron elaborados durante su adolescencia y primera juventud. Lamentablemente, con tan solo 23 años se suicidó mediante una sobredosis de fármacos. 

Con el fin de difundir su obra, que lamentablemente no es muy conocida a pesar de su riqueza, el ensayista Pedro Casusol se ha encargado de reunir y formar una colección de sus mejores poemas. Con este trabajo, está logrando que sea posible leer a María Emilia en la esencia y pulcritud del papel; ya que, hasta hace unos años su obra solo se encontraba en internet. 

Suscríbase ahora para obtener 12 ediciones de Cosas y Casas por solo 185 soles. Además de envío a domicilio gratuito y acceso instantáneo gratuito a las ediciones digitales.