Rafaela Málaga organizó un almuerzo por su cumpleaños número 24, y también por su despedida, ya que partirá a Barcelona para continuar sus estudios. A la reunión asistieron sus familiares más cercanos, así como amigos del colegio, la universidad y el trabajo. “La pasé increíble”, comenta Rafaela. “Fue muy significativo porque fue el último día que vi a quienes más quiero”.