Conversamos con el director de Asu Mare 3 sobre los retos de dirigir la comedia más taquillera -y polémica- del cine peruano. El ecuatoriano Jorge Ulloa, creador del famoso canal de YouTube, Enchufe.tv, da el salto oficial al cine con el estreno de esta película.

Por María Alejandra López @malelopezvargas / Foto principal: Daniela Talavera

Era el 2011. No existía Instagram ni los influencers y Facebook daba sus primeros pasos en Latinoamérica. En ese contexto, que Jorge Ulloa describe como una mezcla de suerte y estar en el lugar indicado, nació Enchufe.tv, la primera plataforma de sketches cómicos creada en Latinoamérica para YouTube.

El primer video que subieron, El peor casting, hoy tiene 5 millones de visualizaciones. A pesar de que hace siete años no los aceptaron en ningún canal de televisión, Enchufe.tv encontró su lugar en YouTube. “Siempre dijimos ‘hagámoslo y si sale mal no lo lanzamos’. Teníamos una necesidad genuina de probar y hacer cosas”, confiesa Jorge Ulloa, uno de los creadores del canal y de la productora Touché Films.

El canal ecuatoriano de YouTube Enchufe.tv tiene 18 millones de seguidores en todas partes del mundo.

—¿Qué tanto ha cambiado internet desde que empezó Enchufe.tv?

—Cuando empezamos en YouTube, no existía ningún referente en español con el que podíamos compararnos. Enchufe.tv nació como un piloto que fue rechazado por todos los canales y todos los premios cinematográficos de Ecuador. En ese momento dijimos “Internet es gratis” y así empezamos. Enchufe.tv se creó por necesidad, justo en el mismo año en el que nació JuegaGerman y Yuya.

¡En ese momento no existían algoritmos! Las personas que estaban en YouTube sentían la necesidad genuina de contar algo y encontraron una ventana para hacerlo. Ahora hay muchísimas personas, no digo todas, que solo quieren ser famosas y tener plata. Quieren ser influencers y anunciar una billetera en Instagram. Eso es súper peligroso porque tienen influencia en la gente.

“Asu Mare 3” es la primera película que Jorge Ulloa estrena en el cine como director. Fotografía: 3 puntos. 

—¿Qué opinas de los youtubers de belleza?, ¿te parece que transmiten algo? 

No estoy en contra de ningún tipo de contenido. No estoy en contra del qué, sino del por qué. Hay personas que solo hacen las cosas porque quieren ser famosos o reconocidos. En el por qué está el problema.

Lea también:  El reencuentro: Pataclaun 20 años después

—¿Cuál crees que ha sido el éxito de Enchufe.tv?

Desde la suerte de estar en el tiempo y en el momento indicado, hasta el trabajo y el profesionalismo de la gente. Nadie es improvisado. Todos hemos salimos de una escuela de cine o de teatro. Cuando empezó, yo aún estaba estudiando, y solo grabábamos los fines de semana.

Acabamos de cumplir siete años y creo que no dormí en todo este tiempo. Ha sido una experiencia linda y me ha servido como un gimnasio intensivo para estar donde estoy ahora. Todo es gracias a mis estudios y a Enchufe.tv. 

—¿Aún te involucras totalmente en todos los episodios?

Antes escribía, dirigía, editaba, y hacía de todo. Cada vez empecé a involucrarme en menos cosas porque el proyecto empezó a crecer y ya habían más personas. Ahora ya no dirijo. Hace más de un año le entregué la posta a uno de los actores más grandes del país: Orlando Herrera. Ahora él tiene la batuta de director. 

Ópera prima

El cineasta y actor ha traído su experiencia en Internet para la dirección de Asu Mare 3. Si bien esta no es la primera película que le ha tocado dirigir, es su primera producción que se verá en un cine.

Ulloa ya ha tenido tiempo de ver las críticas del trailer y, aunque no le incomodan, es consciente de que su lenguaje audiovisual no viene de Internet. “Entiendo por qué lo dicen: pero en Enchufe.tv aplico un lenguaje con referencias cinematográficas”, afirma. El director ecuatoriano se declara seguidor de Edgar Wright y Guy Ritchie, referentes que ha tenido en cuenta para esta entrega.

“Asu Mare 3” se grabó en Lima y Miami.

—En una entrevista contaste que cuando viste las dos primeras películas de Asu Mare no las entendiste bien…

Si las personas no conocen el show de Cachín o no han visto Pataclaun es difícil entender las primeras películas. Es un gran background, que yo tampoco entendía como extranjero. Ahora las entiendo muchísimo más. Las volví a ver cuando conocí a Ricardo Maldonado y antes de rodar Asu Mare 3. Conocí a Ricardo Maldonado cuando vine a una conferencia en el 2015, donde él habló de Asu Mare. En ese momento, me pareció un fenómeno impresionante, porque no es normal que una película local le gane a los tanques de Hollywood en Latinoamérica.

Lea también:  Katy Perry en Lima: revive los mejores momentos del concierto

Ricardo me dijo “Te ayudo a contactar a Cachín para tu película”. Antes de filmar Rock N’ Cola, que aún no se estrena, empecé a ver todo el contenido de Cachín. ¡Parecía su stalker! Y cuando lo conocí en el rodaje de la película ya conocía todo su trabajo. Él también sabía lo que yo había hecho, fue un poquito stalker también (ríe). Recuerdo que al inicio le decía ‘Carlos’, y él me corregía ‘Cachín’. Sinceramente, lo considero un amigo muy especial. 

Jorge Ulloa conoció a Carlos Alcántara en la filmación de su primera película, Rock N’ Cola, que está por estrenarse el 2019. Fotografía: Daniela Talavera. 

—¿En la filmación de Rock N’ Cola él te invitó a participar de Asu Mare 3?

Sí, pero fue por una adversidad. Asu Mare 3 iba a ser dirigida por Ricardo Maldonado y había sido anunciada por él. Incluso, él grabó el teaser. Después de lanzar el teaser, él le dice a “Cachín” que no va participar en el proyecto. Según lo que conversé con él, la historia de Cachín se parece a una que ya había contado en Calichín: la de un hombre que descubre que tiene una hija. Y él sentía que tratar el mismo conflicto en otra película era repetirse como director. Fue saludable que diera un paso al costado.

—¿No te dio temor aceptar un proyecto tan grande en el extranjero?

—¿Sabes? Creo que no… Y ahora que lo veo en retrospectiva, estaba muy emocionado. Decía “voy a hacer esto y esto”. Ahora que se acerca el estreno, siento temor por la presión que representa una película como Asu Mare. Así como hay varias personas que aman el proyecto, también tiene muchísimos detractores. Es algo con lo que nunca pensé toparme, y espero que a varias personas les guste esta película. Yo soy una persona que le encuentra ‘peros’ a todo y espero que las personas que vean Asu Mare 3 les cueste encontrarle ‘peros’.

—¿Has tenido tiempo de leer las críticas de las dos primeras entregas?

—¡Yo sé todo de las dos primeras entregas! Tal vez he visto más material que cualquier persona sobre Asu Mare: reviews, críticas, estudios. Creo que sé todo (ríe). 

Lea también:  Costa Verde: acantilados en remate

—¿Cómo te preparaste para entender los localismos peruanos?

Tuve un curso intensivo de ‘peruanidad’ en restaurantes, taxis, buses, en la calle, y en el hotel, donde he conversado con todos. Es más, a veces se me sale el ‘manyas’ sin querer. La otra vez, contando cuando tiempo he estado aquí, entre yendo y viniendo a Ecuador, me di cuenta que había estado cinco meses en el Perú. 

Melania Urbina, Jorge Ulloa y Emilia Drago en las grabaciones de Asu Mare 3.

—¿Ha sido desgastante?

Ha sido una de las mejores experiencias de mi vida. No tengo lío en haber vivido cinco meses en un hotel. ¿Quién se quejaría? Desayuno buffet, una habitación que siempre está arreglada… Además, he podido salir del hotel casi todos los días porque he hecho varios amigos gracias al rodaje. La película me ha regalado una de las mejores experiencias de mi vida.

—¿También trabajaste con un equipo ecuatoriano?

Sí, vine con mi mano derecha: Alejo Chauvin, mi director de fotografía desde Enchufe.tv y Rock N’ Cola. Él es un capo y creo que, además de ser mi mejor amigo, le ha dado una suma estética increíble al proyecto. Y todo el mundo lo nota: parece un cuento de Hollywood.

—¿Alguna anécdota especial?

No sé si puedes poner esto por escrito, porque es un poco fuerte. Un día llegué muy agotado del rodaje, y dije “me pegué una ruca tenaz”. Y ruca en Ecuador es ‘dormida’, y aquí todo el crew se quedó impactado.

Otra anécdota, que no precisamente es graciosa, pero que nadie sabe: terminando la semana de rodajes nocturnos, en vez de regresar al hotel, agarramos un avión a las 7 a.m. para viajar a Miami. Llegamos a Miami a buscar locaciones y empezamos a grabar dos días seguidos. Fue todo un reto, porque no habíamos dormido nada y todo lo de Miami lo grabamos en dos días.

—¿Crees que si esta película se estrena en Ecuador pueda ser entendida?

Anoche me puse a pensar en eso. Creo que sí, pero deberían estar los dos trailers anteriores para entender el contexto: por qué estas dos personas están juntas siendo tan diferentes; y para entender qué significa Mirones y qué significa La Planicie. Simplemente se tendría que situar el contexto de estos personajes y la película puede tener éxito en cualquier parte del mundo.