Venecia estaba repleta de decadencia y glamour el 3 de septiembre de 1951, cuando los bellos y los condenados se reunieron donde el excéntrico aristócrata Conde Carlos de Beistegui para el acontecimiento de la alta sociedad Le Bal Oriental, la primera gran gala desde la Segunda Guerra Mundial. Así fue la fantástica noche Beistegui.

Por Alejandra Grau

Los invitados fueron convocados seis meses antes, con el fin de darles tiempo suficiente para diseñar sus fantásticos trajes. El tema de la fiesta estaba inspirado en un fresco de la casa del anfitrión, el Conde Beistegui, el Palazzo Labia. El banquete de Cleopatra de Giovanni Battista Tiepolo fue la obra de arte elegida. Describe una apuesta entre Cleopatra y Marco Antonio sobre cuál podría ser el festín más caro. Una inspiración digna para un código de vestimenta, sin duda.

Conde Beistegui

La lista de invitados en sí era superlativa: las estrellas más brillantes y los jóvenes más atractivos de la época. El diseñador de moda Christian Dior asistió con un traje diseñado por el artista surrealista Salvador Dalí, mientras que Dalí usó uno de Dior. Cecil Beaton tomó las fotografías, mientras que el director y actor Orson Welles se dedicó a conversar con bellezas de la sociedad como la condesa Teresa Foscari Foscolo y Patricia López-Huici de López-Willshaw, así como el Aga Khan III.

Y qué decir de los detalles. Llegada en góndola, después de un viaje de cinco días por Europa para muchos, con vítores de los venecianos que esperaban; 70 lacayos vestidos con las libreas exactas a las que se usaron en el famoso baile de la duquesa de Richmond celebrado la noche anterior a Waterloo; treinta invitados vestidos en Pierre Cardin (esencialmente ese fue el momento que lanzó su carrera); un fin de fiesta a las 6 am y un anfitrión con zapatos de plataforma de 16 pulgadas. Miremos, gracias al lente de Cecil Beaton, el baile de disfraces más exuberante del siglo.

Lea también:  Ro de Rivero: canto marino

El célebre anfitrión, el Conde Beistegui

El célebre anfitrión, el Conde Beistegui.

Así se vio el Gran Canal, cuando los invitados, luego de días de travesía por Europa, hicieron su entrada a Venecia.

Así se vio el Gran Canal, cuando los invitados, luego de días de travesía por Europa, hicieron su entrada a Venecia.

Le Bal Oriental del Conde BeisteguiSultán Muhammed Shah, Aga Khan III.

Le Bal Oriental del Conde Beistegui

Invitados con trajes al estilo del siglo XVIII diseñados por Lila di Nobili.Daisy Fellowes, fiesta en Venecia

La elegante socialité y heredera Daisy Fellowes llega a la gala Beistegui vestida de la Reina de África.