PeruRail pone a disposición de sus pasajeros un nuevo y exclusivo servicio de tren que ofrece una vista panorámica del camino hacia Machu Picchu, nuestra maravilla del mundo.

Por Arianna Gonzáles

El impacto de la pandemia en el mundo no solo ha afectado a la gran mayoría de sectores económicos, sino también a la salud mental de las personas, que tras meses de encierro, hoy necesitan de nuevas experiencias que les permitan disfrutar de la naturaleza y despejar la mente de las preocupaciones del día a día. En esta línea, los viajes al interior del país se han convertido en una opción segura para desconectarse -lejos de las conglomeraciones y la sobreinformación- y explorar nuevos lugares dentro del Perú.

Siguiendo esta lógica, al momento de imaginar lugares mágicos y naturales, es inevitable nos venga el Cusco y los imponentes paisajes de sus alrededores. Un paraje lleno de historia, misticismo y cultura, que al mismo tiempo nos ofrece experiencias de aventura increíbles.

Existen diversas formas de descubrir la belleza de la sierra cusqueña, el Valle Sagrado de los Incas y el mágico recorrido hacia Machu Picchu, pero quizá el más idílico sea hacerlo en tren. La posibilidad de contemplar los paisajes cambiantes desde la ventana -desde los colores rojizos y aladrillados de la sierra hasta el verdor exuberante la ceja de selva-, viajar a ritmo pausado y envolverse en el ruido del vagón mientras esperamos el destino final, son algunos de los privilegios de optar por un recorrido ferroviario a bordo del nuevo tren PeruRail Visitadome Observatory.

PeruRail lleva 22 años creando experiencias memorables de viaje, con un servicio de trenes turísticos y de lujo que permite conectar a los viajeros con los destinos más emblemáticos de nuestro país como Machu Picchu y el Lago Titicaca.

Tren Peru Rail

El tren PeruRail Vistadome Observatory recorre la ruta entre Cusco y Machu Picchu brindando una experiencia de viaje única.

Con el objetivo de seguir convirtiendo sus recorridos en experiencias únicas de viaje, PeruRail ofrece un nuevo servicio exclusivo que permite a los pasajeros disfrutar de la belleza que envuelve el camino a Machu Picchu.

Lea también:  ALCAT Test, el eficaz diagnóstico contra las intolerancias alimentarias

Vistas panorámicas y contacto cultural

Tren Peru Raíl

A lo largo de la ruta, los pasajeros podrán desplazarse entre el coche panorámico y el elegante coche observatorio, disfrutando de una única experiencia a bordo.

El “PeruRail Vistadome Observatory” brinda un exclusivo viaje hacia la ciudadela inca, que cuenta con un ambiente nunca antes visto a bordo: un coche panorámico y un coche observatorio interconectados. Esto permite el libre flujo de los pasajeros entre ambos vagones y pone a su disposición ambientes diversos colmados de vistas asombrosas.

El coche panorámico permite observar con mayor detenimiento el camino a la ciudadela inca y contemplar de cerca los paisajes que harán sentir al viajero en constante contacto con la naturaleza cusqueña.

Peru Raíl danza Saqra

El recorrido permite tener un acercamiento a nuestra cultura a través de la música y la danza típica del Saqra.

Sin embargo, la experiencia a bordo de este nuevo tren no termina ahí, pues este servicio también cuenta con un acercamiento a la cultura cusqueña a través de la música y danza en vivo del Saqra.

Así, los viajeros podrán conocer más sobre las tradiciones y fiestas típicas del Cusco, resumidas en una danza que honra a la Virgen del Carmen, con un espectáculo lleno de picardía, agilidad y color.

El recorrido “ PeruRail Vistadome Observatory”

Tren Peru Rail

El recorrido cuenta con un formato bimodal que combina el transporte entre bus y tren.

El nuevo servicio está disponible todos los días de la semana en formato bimodal, lo que significa que combina el transporte entre el bus y el tren.

El punto de partida es la ciudad del Cusco, desde donde un bus privado conducirá a los viajeros hasta Ollantaytambo. Tras su llegada, los pasajeros realizarán el transbordo hacia el tren, que tiene como destino final a la Estación Machu Picchu.

Lea también:  Viajes: vamos en tren

El retorno tiene el mismo recorrido, partiendo en tren desde Machu Picchu hasta Ollantaytambo y regresando a Cusco en bus privado.

El itinerario, que comienza muy temprano por la mañana y finaliza pasadas las 8 de la noche, permite a los viajeros disfrutar de un full day en la Ciudadela Inca, para no perderse nada de lo que tiene para ofrecer.

Por lanzamiento, el servicio tiene costos que van desde los $56 USD por tramo y, como todo lo que ofrece PeruRail, cuenta con todos los protocolos de bioseguridad, como un sistema de purificación de aire con cuatro tecnologías que brindan la calidad y confiabilidad para hacer de la experiencia un viaje seguro.

De esta manera, el “PeruRail Visitadome Observatory” se convierte en la mejor opción para garantizar un recorrido memorable y mágico.

Estas fechas, en las que ofrecen tarifas de lanzamiento, son la excusa perfecta para escaparse y disfrutar de nuestra maravilla mundial en un servicio exclusivo y perfecto para unas vacaciones de ensueño.

Si deseas obtener más información y separar boletos que te permitirán vivir esta experiencia inolvidable, puedes comprarlos en línea a través de la página web de PeruRail (www.perurail.com) o en sus puntos de venta en Cusco y Lima.

Las fotografías, publicadas en sus redes sociales, como Instagram, Facebook y Youtube, pueden terminar de convencerte a tomar el recorrido que brinda el “PeruRail Visitadome Observatory” y llegar a una maravilla del mundo en un servicio de lujo.

Suscríbase ahora para obtener 12 ediciones de Cosas y Casas por solo 185 soles. Además de envío a domicilio gratuito y acceso instantáneo gratuito a las ediciones digitales.