Andrew Morton, el biógrafo de la princesa Diana, reveló que la corona animó a Meghan a continuar con su carrera. Sin embargo, su explicación difiere con la del príncipe Harry en un sentido.

Por Redacción COSAS

Meghan hizo tantos comentarios impactantes sobre raza y salud mental que algunas de las revelaciones más suaves han tardado un tiempo en analizarse.

El impacto de la explosiva entrevista que tuvieron el príncipe Harry y Meghan Markle con Oprah, el mes pasado, aún no termina de disiparse. Acusaciones de racismo y falta de importancia a temas de salud mental dominaron los titulares durante los últimos meses. Esto significó que declaraciones más suaves pasaron desapercibidas en su momento.

Así, declaraciones de Meghan como en la que aseguraba que intercambiaron sus votos en privado antes de su boda celebrada en mayo de 2018, se han recientemente puesto bajo la lupa. Los tabloides fueron rápidos en calificar esta declaración como ‘mentira’ porque la ceremonia no fue su boda legal. A pesar que, la semana pasada, el arzobispo de Canterbury confirmó que sí que se reunió con la pareja ‘un par de veces’ en privado antes de su ceremonia pública, que fue de hecho la legal.

Andrew Morton compara a los Sussex con Diana

Andrew Morton Meghan

Andrew Morton, cuya biografía de la princesa Diana se apoderó de los titulares en 1992, opinó que las comparacios que Meghan y Harry hicieron a la época de Lady Di en palacio no fuero del todo descabelladas. Durante una conversación en el podcast Royally Obssesed, Morton opinó que encontraba similitudes en las situaciones de ambos; pero no siente que a Meghan se le despojara de su libertad.

Lea también:  El costoso coche en el que paseará el bebé del príncipe Harry y Meghan Markle

“Cuando estaba viendo la entrevista, pensaba, ‘sí, sentimiento de aislamiento, sí, de desespereación’”, dijo. “Exactamente lo que Diana me decía a mí. Pero de hecho, algunos de mis amigos han visto a Meghan andando con bolsas de comida del supermercado Whole Foods de Kensington High Street, para volver al palacio de Kensington”.

Puntos de vista adversos

Harry, Maeghan Oprah

Para Harry, la idea de que Meghan continuara actuando tenía muy poco que ver con su deseo de ser libre.

Siguiendo con sus comentarios, procedió a enfocarse en otro punto de contensión de la entrevista con Oprah. Opinó que cuando la reina Elizabeth y la familia real plantearon la posibilidad de que Meghan continuara su carrera como actriz, lo hacien con las mejores intenciones. “Para ser justos con la familia real y con la reina, ella les dio la oportunidad de irse donde más les apeteciera”, dijo. “Y también, le dijeron a Meghan, ‘si no quieres realizar deberes reales a tiempo completo, por favor sé nuestra invitada y continúa con tu carrera como actriz’. Esas oportunidades estuvieron abiertas para ella”, finalizó.

Para el príncipe Harry, la realidad es otra. Cuando mencionó la carrera de Meghan durante su entrevista, fue en el contexto de los preocupantes comentarios sobre el color de piel de su futuro hijo. “Esto fue justo al principio”, le explicó a Oprah, “cuando ella no iba a tener seguridad, cuando los miembros de mi familia sugerían que siguiera actuando, porque no había suficiente dinero para pagarla a ella y todo este tipo de cosas. Como si no hubiera signos evidentes antes de que nos casáramos de que esto iba a ser muy complicado”.

Lea también:  Alexandra de Hannover se confiesa en su primera entrevista: "Quiero una vida normal"

Más que una forma de “darle libertades a Meghan”, el príncipe lo entendió como una falta de voluntad de la familia de aceptarla como un miembro completo y trabajador. Sobretodo cuando se toma en cuenta que Meghan ya había comunicado en el pasado que no estaba interesada en seguir actuando. En la biografía Finding Freedom, expresó su interés de dedicar su vida a proyectos humanitarios por sobre la actuación, incluso antes de haber conocido a Harry.

Entonces, ¿quién tiene razón?

Para Andrew Morton, Harry y Meghan comparten parte de la culpa en esta crísis real. “Creo que ninguno de los dos llegó a pensar como tenían que haberlo hecho”, dijo. “Creo que la famosa advertencia del príncipe William de ‘frena, piensa lo que estás haciendo’ que Harry se tomó tan mal, fue en realidad un gesto de afecto”.

La realidad, como hemos visto a lo largo de estos primeros meses del 2021, es que todos y nadie tiene la razón. Si le preguntas a los tabloides británicos Harry y Meghan son víctimas solo en sus mentes, para los Sussex el trato que recibieron durante su tiempo en palacio dejó mucho que desear.

La posible conclusión a este drama real se encuentra cada vez más cerca. La visita del príncipe Harry al Reino Unido para la revelación de la estatua de su madre será el punto de quiebre en esta saga real. ¿Solucionará su diferencias con la Familia Real o será esa su última visita? Muy pronto lo sabremos.

Suscríbase ahora para obtener 12 ediciones de Cosas y Casas por solo 185 soles. Además de envío a domicilio gratuito y acceso instantáneo gratuito a las ediciones digitales.