En su regreso a Londres, la reina Elizabeth presidió la apertura del parlamento. Junto a ella se encontraban el príncipe Charles y Camilla.

Por Redacción COSAS

El regreso de la Reina a Londres, bajo cualquier otro contexto, sería una ocasión de júbilo para el pueblo británico. En lo que fue una jornada atípica, el momento se vio opacado por las grandes diferencias entre lo que se esperaba y lo que fue.

Sola en el trono

Se trata de la primera aparición pública de Elizabeth II desde la muerte del Duque de Edimburgo, el príncipe Philip, hace apenas un mes. No solo eso, es la primera vez que la Reina pisa la capital británica en más de un año. Recordamos que abandonó el palacio de Buckingham para confinarse en el castillo de Windsor junto a su marido.

reina Elizabeth parlamento

A pesar de ello, las escenas del martes no fueron lo que muchos esperaban. A diferencia de otros años, la monarca se desplazó al parlamento en carro en lugar de usar su carroza y no vistió ni sus ropas ceremoniales ni su corona; un coche oficial separado transportó la corona imperial. Una vez más, las medidas sanitarias impuestas debido al COVID-19 nos han privado de las tradiciones a las que estamos acostumbrados.

“La prioridad de mi Gobierno es lograr que el Reino Unido salga recuperado de la pandemia siendo un país más fuerte, próspero y saludable que antes”, fueron las palabras de la reina en su discurso.

Un poco de compañía

La monarca fue la primera en llegar al palacio de Buckingham. Llevaba un vestido de flores con un abrigo azul a juego con su sombrero. Pero de todo su look, la pareja de broches de aguamarinas art déco se robó el spotlight. Estos fueron un regalo de sus padres, los reyes George VI e Elizabeth, cuando cumplió 18 años; un bello detalle.

El príncipe Charles y Camilla, la duquesa de Cornualles.

Flanqueando a lo largo del día se encontraron el príncipe Charles y su esposa, la duquesa de Cornualles. Ambos llegaron en un coche aparte y, a diferencia de la Reina, los dos portaban mascarillas. Camilla deslumbraba con un vestido blanco, típico para las mujeres asistentes a este acto.

Lea también:  Con aires peruanos: Sofía Palazuelo, futura duquesa de Alba

Charles, a diferencia de otros años, presenció el discurso de la reina sentado junto a su esposa. El heredero se sentaba junto a su madre en un trono que este año ha desaparecido de la cámara de los lores. Era el trono del duque de Edimburgo.

Suscríbase ahora para obtener 12 ediciones de Cosas y Casas por solo 185 soles. Además de envío a domicilio gratuito y acceso instantáneo gratuito a las ediciones digitales.